martes, 16 de diciembre de 2008

Hechos significativos

En el marco de los temas que vengo desarrollando se produjeron algunos hechos interesantes que considero se deben mencionar para seguir la línea conceptual de la evolución del nuevo orden mundial. Pocos artículos atrás había señalado la presencia conductora de Inglaterra incidiendo en los factores político, económico y social en la reestructura global, pero por estos días se produjeron algunos hechos significativos que merecen ser mencionados. El mas importantees que se llevó a cabo la cumbre prevista con Inglaterra para tratar la estrategia común para "conducir la crisis" seguida de una reunión entre los mandatarios de Francia e Inglaterra. En esa oportunidad el Presidente Sarkozy se dirigió a su Nación con un mensaje claro y contundente en el cuál comunicó la situación cuyo texto se transcribe:

DISCURSO DEL PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA FRANCESA, NICOLAS SARKOZY
- EXTRACTO - SITUACIÓN FINANCIERA INTERNACIONAL
(Toulon, 25 de septiembre de 2008) Señoras y Señores Ministros, Señoras y Señores Parlamentarios, Si he querido dirigirme esta tarde a los Franceses es porque la situación de nuestro país lo exige. Soy consciente de mi responsabilidad en estas circunstancias excepcionales. Una crisis de confianza sin precedente desestabiliza la economía mundial. Las grandes instituciones financieras están amenazadas, millones de pequeños ahorristas en el mundo que depositaron sus ahorros en la bolsa ven cómo su patrimonio se descompone día tras día, millones de jubilados que han cotizado en fondos de pensiones temen por su jubilación, millones de hogares modestos viven momentos difíciles por el alza de los precios. Como en todo el mundo, los Franceses temen por sus ahorros, por su empleo y por su poder adquisitivo. El miedo es sufrimiento. El miedo impide emprender, el miedo impide implicarse. Cuando se tiene miedo, no se tienen sueños; cuando se tiene miedo, uno no piensa en el futuro. Hoy, el miedo es la principal amenaza para la economía. Hay que vencer ese miedo. Es la labor más urgente. No se vencerá, no se restablecerá la confianza con mentiras, sino diciendo la verdad. Los Franceses quieren la verdad y estoy convencido de que están dispuestos a escucharla. Si sienten que se les esconde algo, la duda crecerá. Si están convencidos de que no se les oculta nada, hallarán en ellos mismos la fuerza para superar la crisis. Decir la verdad a los Franceses es decirles que la crisis no ha terminado, que sus consecuencias serán duraderas, que Francia está demasiado implicada en la economía mundial como para pensar siquiera un instante que pueda estar protegida contra los acontecimientos que, ni más ni menos, desequilibran el mundo. Decir la verdad a los Franceses es decirles que la crisis actual tendrá consecuencias en el crecimiento, en el desempleo, en el poder adquisitivo durante los próximos meses. Sin arriesgar una posición definitiva, creo que el rol de EEUU ha cambiado y hay manifestaciones claras al respecto, y dentro de poco serán más visibles, pero la más significativa es que se le retira la conducción de la política de empleo de la fuerza con fines políticos. No hace mucho tiempo las misiones de EEUU recorrián America Latina, solicitando el reconocimiento de las naciones a la violación de los derechos humanos por parte de sus efectivos desplegados en Irak mientras los embajadores presionaban a los gobiernos para su aceptación. Los derechos humanos están ligados al factor social, sumido a nivel continental en un caos institucional mientras avanzamos hacia lo desconocido sin capacidad de respuesta, porque nos falta "información para la toma de decisiones" La intervención directa de Inglaterra no es un hecho menor, políticamente se ha manifestado y el mensaje es claro, va a asumir la conducción económica del mundo y todo lo que les suceda a nuestros pueblos va a ser un costo aceptable.
Publicar un comentario